InicioDiscosNICK CAVE & THE BAD SEEDS - B-SIDES & RARITIES

NICK CAVE & THE BAD SEEDS – B-SIDES & RARITIES

-

Con más de cuatro décadas en activo, Nicholas Edward Cave, mejor conocido como Nick Cave, ha construido una carrera envidiable y sólida digna de ser estudiada a través de sus múltiples proyectos musicales que ha creado y liderado, colaboraciones con otros músicos, así como también sus incursiones en la literatura escribiendo novelas; y por último su particular interés por el cine donde ha actuado en varias películas, escrito guiones y bandas sonoras.

Corría el año de 2005 cuando aparece la primera parte de B-Sides & Rarities sentando un precedente al presentar cincuenta y seis temas. En esta ocasión nos encontramos con un lote de veintisiete canciones que, si bien, se puede pensar que sólo es una serie más de descartes y versiones alternas es grato y refrescante descubrir sendos homenajes a Elvis Costello y a Leonard Cohen con Accidents will happen y Avalanche, respectivamente.

Nick Cave & The Bad Seeds suenan precisos y puntuales, afilados, sobrios, desbordados, en esta entrega que respeta su peculiar sonido que estriba entre la furia, la estridencia, la elegancia y los compases que descienden casi hasta al susurro bíblico. Los temas que componen este compilado van desde el rock contenido hasta sus últimas visiones e inquietudes que se desprenden de los últimos tres álbumes (dejando fuera Idiot prayer y Carnage por obvias razones de autoría), pero siempre pasando por el tamiz de la voz de Nick que actualmente se reconoce como uno de los cantantes más importantes e influyentes dentro del panorama de artistas que siguen vigentes después de tantos años en el camino.

Esta caja de rarezas y caras-b llega en un momento clave para -las semillas malditas- ya que después de la trilogía antes mencionada (Push the sky away, Skeleton tree y Ghosteen), en la que podemos observar un proceso de desarticulación que va soltando elementos hasta dejar casi al desnudo y sólo acompañando los lamentos del cerebro principal, la cual es una maravilla mas no dista de ser un tour de force angustiante y deconstruido que no solo provoca perplejidad en sus seguidores más recalcitrantes sino que también para otros es punto de partida de un viaje iniciático que se desmarca de lo que nos solían presentar en otros tiempos donde hoy en día detectamos una evolución que toma otro rumbo. Por lo tanto, vamos, es una especie de respiro, ligero y calmo por momentos (en apariencia), que tal vez sólo sale a flote para inmediatamente después volver a las andadas y asestarnos de nuevo un golpe brutal y desbaratar la concepción que solemos tener de ellos, reinventándose una vez más.

El disco en cuestión surge (quizá) como una necesidad de explorar o resignificar las diversas vertientes de abordar su sino creativo y por qué no decirlo, para posicionarlo dentro del espectro musical que vende miles de copias y seguir su camino de producción constante o, en su defecto, es un obsequio y un guiño para sus incondicionales y coleccionistas ávidos. Hay para todos los gustos: los lados opuestos, covers, alguna colaboración, las piezas que escalan con sus fraseos de predicador, reversiones con orquesta y coros, primeras tomas, poemas musicalizados, inclusive un par de segmentos instrumentales.

Tenemos, por lo tanto, un conjunto de tracks que funcionan de manera dispersa y a la vez como un todo que se rige bajo sus propias reglas y leyes tal como Cave lo ha hecho durante su largo y célebre recorrido entre estudios de grabación, escenarios, máquinas de escribir, cámaras y demás artilugios que registran su trayectoria. Tinieblas y desazón, poesía y luz, descensos al infierno y redención divina que lo instala como un sobreviviente que exuda pasión y encantamiento existencial a pesar de los malos tragos.

Es probable que este compendio de canciones sólo sea un alto en el camino para arrojar otro crudo y deslumbrante puñetazo más adelante, sin embargo, el disco se deja escuchar plácidamente como un rompecabezas que funciona a manera de antología que revisita las distintas direcciones que puede tomar un artista y una banda de tal envergadura.

Vale la pena sumergirse.

Escucha aquí B Sides & Rarities de Nick Cave & The Bad Seeds

spot_img
Alejandro Arechandieta
Melómano cósmico. Escritor de balbuceos. Docente de lengua hispánica. Recolector de imágenes. Etcétera.
spot_img