Inicio Discos SHABAZZ PALACES - THE DON OF DIAMOND DREAMS

SHABAZZ PALACES – THE DON OF DIAMOND DREAMS

-

Tras sus inicios en el grupo de rap alternativo de los noventa Digable Planets, Ishmael Butler fue musicalmente abducido para resurgir muchos años después con el grupo experimental, futurista y apocalíptico llamado Shabazz Palaces. Formando dúo con el percusionista y multiinstrumentista Tendai ‘Baba’ Maraire publicaron Black Up (2011), uno de los LPs de rap más innovadores de la pasada década, con un excelente conjunto de ritmos cósmicos y complejas letras abstractas que hicieron tambalear los cimientos del hip-hop.

Desgraciadamente, este brillante debut de Shabazz Palaces sigue siendo su cima creativa y difícilmente superable. Sus siguientes proyectos, en especial el doble LP lanzado en 2017 Quazarz vs. The Jealous Machines /Born on a Gangster Star, fueron menos cohesivos que sus predecesores.

Como es costumbre en el dúo de Seattle, el enfoque ha cambiado completamente en este nuevo lanzamiento The Don Of Diamond Dreams. Butler, ya con 50 años, se centra en su familia y en la reciente pérdida de su padre: “Estoy viviendo una versión alternativa de la vida de mi padre ahora mismo, él no está realmente muerto y vive a través de mí. Estoy viviendo sus sueños. El álbum trata de explorar la idea de una realidad cíclica y alternativa”, afirmaba en una entrevista para la NME.

Además, su hijo Jazz Butler, artísticamente conocido como Lil Tracy, es una estrella del emo-rap y antiguo colaborador del difunto Lil Peep. Esta muerte junto con el estilo de vida depresivo y autodestructivo de su hijo hicieron saltar todas las alarmas del padre. Tras comprender más a su hijo y sus intenciones, Butler ha incorporado elementos de su rap más contemporáneo, citándolo incluso como la principal influencia en este álbum.

The Don Of Diamond Dreams está estructurado en dos partes, separadas por dos preludios robóticos y anodinos. La primera canción titulada Ad Ventures recuerda a los orígenes de Shabazz Palaces. Una oscura y minimalista instrumental desarrollada por Maraire evoluciona lentamente hasta convertirse en un auténtico viaje onírico guiado por un bajo burbujeante. Mientras tanto, un impasible Butler materializa ese sueño con sus sobrias rimas: “I took the mountains, I float down waterfalls and fountains / Made a dream inside a Cash App (…) / I glided toward the west and put the sun to rest”.

Fast Learner es uno de los singles adelantados al lanzamiento del álbum. En el videoclip de la canción vemos a Butler acompañado de su hijo Lil Tracy, por ello no sorprende que sea la canción mas influenciada por esta nueva corriente. Unos versos chulescos cargados de autotune y con referencias al rap más mainstream: “Bitch look like a seven-layer cake / Hotline blinging like I’m Drake”, inyectan frescura y amplían más aún los horizontes sonoros de Shabazz Palaces.

Tras confirmarnos que el agua está mojada en Wet: I just like the water ’cause it’s wet / I just call it water ’cause it’s wet”, la primera mitad del álbum termina con el segundo single adelantado: Chocolate Souffle. Pegadiza y futurista a partes iguales, en ella las rimas de Butler están inundadas de un eco hipnotizante.

Después del breve interludio llega Bad Bitch Walking. El inicio de la canción es prometedor, con una instrumentación escalonada y unos coros susurrantes se alcanza la mitad del tema. A partir de aquí, tanto los versos de Butler como la colaboración de Stas THEE Boss no están en sintonía con el denso ritmo de bajo que los conduce, estropeando considerablemente la composición final.

Las tres canciones que cierran el álbum Money Yoga, Thanking The Girls y Reg Walks By The Looking Glass, tienen un mayor peso instrumental y escasas rimas a destacar. Los ritmos son monótonos, por momentos incluso soporíferos y solo rescatados puntualmente por los solos de saxofón de Carlos Overall.

The Don Of Diamond Dreams es inmersivo, arriesgado y rompe barreras sonoras, pero finalmente se desmorona, convirtiéndolo en el proyecto hasta la fecha más errático de Shabazz Palaces

Escucha ‘The Don of Diamond Dreams’, el nuevo disco de Shabazz Palaces