Inicio Entrevistas Didirri: "La música es la única experiencia espiritual a la que me...

Didirri: “La música es la única experiencia espiritual a la que me agarro” (2020)

-

A pesar de contar con un único EP hasta la fecha, Didirri no ha parado de cosechar grandes críticas y de aumentar paulatinamente los seguidores de su música alrededor de todo el mundo. Fue Measuraments (2018) el trabajo que dio a conocer a este joven australiano y que le llevó a pisar los festivales de multitud de países.

Didirri vuelve a conectar emocional y sentimentalmente con todo aquel que se aproxime a su música, gracias a su reciente lanzamiento, Sold For Sale. Este nuevo EP, ahonda aún más en una manera cálida y profunda de hacer canciones, donde los tintes folk conviven con el rock más suave y ambiental. Siete canciones que, debido a la actual pandemia, han sido grabadas en parte de forma virtual, desde la distancia, y que muestran a un artista sensible, reflexivo y eminentemente trascendental.

Para aquellos que aún no conozcan tu música, ¿podrías presentarnos quién eres y tu trayectoria como artista?

Me llamo Didirri, soy un cantante de Southwest Victoria (Australia). Escribo, interpreto y grabo mis propias canciones y algunas otras.

Sold For Sale acaba de salir a finales de septiembre, ¿cómo te sientes al sacar un EP en estos tiempos tan raros?

Realmente ha sido una experiencia bastante relajante, a pesar de todo. Ha sido difícil acceder a toda la gente con la que me gustaría conectar durante la gira, pero la mayoría de los medios los he podido hacer en casa. Espero que esto traiga algo de apoyo a aquellos que realmente necesitan del arte ahora.

¿Cómo fue el proceso de composición y grabación del EP? He leído que una gran parte del trabajo fue virtual, trabajando con gente que estaba muy lejos debido a la pandemia…

No fue una gran parte de la grabación, la primera pista fue grabada a distancia a través de Zoom. Mi batería estaba a dos horas de distancia y mi productor en Los Angeles, mientras que yo estaba en Melbourne. Fue increíble. Aprender a usar mis oídos y no distraerme con el entorno fue muy gratificante.

¿De qué manera este segundo álbum es una evolución (conceptual o estilística) de tu primer EP?

Se involucró más gente, esa es la clave. Yo tuve que aprender a confiar en la gente dentro del contexto de una banda. Mi anterior EP había sido en su mayoría interpretado instrumentalmente por mí mismo, lo cual significa que yo tenía mucho control sobre lo que estaba haciendo. Esta grabación, sin embargo, fue todo lo contrario. Asumí mucho más el papel de director musical de lo que habría hecho por mi cuenta. Esa es la gran diferencia entre ambos discos.

ESTE DISCO es un viaje de re-descubrimiento personal

Tu primer EP te permitió salir y girar fuera de Australia. Viniste un par de veces a España (estuviste en VIDA, que es un gran festival). ¿Cómo fue esa experiencia?, ¿crees que es más fácil ahora para los músicos hacer giras internacionales antes de lanzar un LP?

No digo esto de todos los países, créeme, pero España fue una de las mejores experiencias en cuanto a giras de mi vida. Actuar en Paradiso y Vida Festival son dos de las mejores cinco experiencias que he tenido nunca sobre un escenario. Hay algo en la pasión del público que es contagioso. Espero volver algún día.

En algunas canciones hay mucha autorreflexión acerca de la riqueza y de “mantener los pies en el suelo”. ¿Es algo que te preocupa como figura pública?

Completamente. Creo que es fácil perder la noción de quién eres realmente entre todo el caos de la industria musical. Esos constantes empujones en múltiples direcciones, son de lo que trata la mayor parte del disco. Es un viaje de re-descubrimiento personal.

¿Cuál ha sido tu inspiración para Sold For Sale?

Sold For Sale viaja a través de mis últimos años en este planeta. Expresa los sentimientos contradictorios de ida y vuelta al mismo tiempo, de ser vendido y revendido durante todo este tiempo en la industria y a través de mis relaciones personales. Trata de rupturas y nuevos comienzos. Exploro lo que significa expresarme con sinceridad.

Otro tema recurrente que percibo en tus canciones es el sentimiento de estar lejos o desconectado. ¿Cómo te enfrentas a ese sentimiento?, ¿es la música una forma de “estar presente”?

Para mí la música es la única forma de estar presente. Es la única experiencia espiritual a la que me agarro. No es explicable y conforma mucho lo que yo soy. Estar conectado con la gente que está en una sala mientras actúas es incomparable a cualquier otro contexto.

¿Puedes decirme más acerca de tu proceso de composición?

Yo me centro mucho en las letras. Me aburro de una melodía si no tengo una historia que contar. Me siento al piano o la guitarra y empiezo con un acorde. A partir de ahí escribo una letra y otr hasta que las cosas empiezan a asentarse. Una vez que se han asentado por completo, ya lo considero una canción.

Para terminar, ¿podrías recomendarnos algunos artistas australianos?

Oh pep!, Carla Geneve y Canary.