InicioNoticiasEl sector musical británico pide reformas en la legislación del 'streaming'

El sector musical británico pide reformas en la legislación del ‘streaming’

-

La organización sindical de músicos británicos, Musicians’ Union, ha dirigido una carta al primer ministro británico Boris Johnson exigiendo cambios en la legislación del streaming. El escrito en cuestión está firmado por más de 150 artistas y bandas de Reino Unido recogidas en este sindicato. Entre ellos destacan figuras históricas como Jimmy Page y John Paul Jones de Led Zeppelin, Mark Knopfler o Paul McCartney. Tampoco faltan en la lista artistas más contemporáneos como Damon Albarn, Wolf Alice, Massive Attack o Noel Gallagher.

Por tanto, la pelota está en el tejado del Gobierno británico, que recibe las quejas conjuntas de sus artistas nacionales. Las demandas del sindicato se dirigen, como es usual, al desajuste entre los ingresos percibidos por los artistas y los de las discográficas. Uno de los problemas de la regulación británica actual, la Ley de Reproducción de Música en Streaming, es que se basa en leyes y dinámicas previas al surgimiento del consumo de música digital. Concretamente, la organización propone reformar la Ley de Derechos de Autor, Diseños y Patentes que se redactó en 1988.

En la carta el sindicato de músicos hace patente el cambio de paradigma en la forma de reproducción musical: «el streaming está reemplazando apresuradamente a la radio como nuestro medio de comunicación musical. Sin embargo, la ley no ha seguido el ritmo de los cambios tecnológicos y, como resultado, los artistas y compositores no disfrutan de las mismas protecciones que en la radio«.

Y es que, según el escrito, los artistas reciben en radio la mitad de los ingresos por su música y en las plataformas digitales tan sólo el 15%. Por tanto, en última instancia, el sindicato busca alinear la legislación del streaming con la de la radio para poder «hacer del Reino Unido el mejor lugar del mundo para ser un músico o compositor«. Para apoyar la carta también se ha lanzado una campaña pública de recogida de firmas dirigida a Boris Johnson.

Por su parte, desde el ejecutivo de Johnson se está llevando a cabo una investigación sobre el sector del streaming musical. Durante el proceso, ambas partes (artistas y sellos) han ofrecido testimonio al Comité Selecto de Comunes del Departamento de Cultura, Medios y Deporte británico. El estudio está previsto que finalice para verano y con él se hagan públicos sus resultados.

La regulación de este sector ha estado en boca desde los inicios del modelo de negocio. Sin embargo, ha sido en los últimos meses cuando la polémica ha tomado más fuerza. Primero, la campaña ‘Justicia en Spotify’ lanzada en octubre del año pasado y luego las protestas mundiales contra la plataforma en marzo de 2021. El gigante del streaming tomó nota y lanzó una web detallada sobre el funcionamiento económico de Spotify.

spot_img
Ignacio García
Ignacio García
Apasionado de la cultura en general y de la música en especial. Amante de la literatura y la escritura. Músico y economista en mis ratos libres.
spot_img